Subdisciplinas de la arqueología

Subdisciplinas de la arqueología

La arqueología es una de las disciplinas que trabaja basándose en evidencias para arrojar luz sobre la historia humana y descubrir civilizaciones pasadas. El término tiene su origen en la combinación de las palabras griegas «arkhaios» (antiguo) y «logos» (ciencia, conocimiento). Los arqueólogos se sumergen en el pasado estudiando restos arqueológicos para obtener información sobre estilos de vida, creencias, tecnologías y estructuras sociales de civilizaciones pasadas. A través de estos vestigios, arrojan luz sobre las historias de sociedades y culturas, reconstruyendo narrativas de nuestro pasado colectivo.

El desarrollo histórico de la arqueología

En las etapas iniciales de la arqueología, existía un ferviente interés por desenterrar vestigios de civilizaciones antiguas. Los siglos XVIII y XIX presenciaron un notable aumento en la fascinación por las culturas antiguas de Grecia y Roma entre las sociedades occidentales. Esta época marcó el inicio de extensas excavaciones arqueológicas en regiones impregnadas de significado histórico, incluyendo prominentemente sitios como Pompeya y Herculano. Estas excavaciones no solo impulsaron la arqueología al primer plano, sino que también fomentaron un entusiasmo generalizado por adentrarse más en los anales del mundo antiguo.

Sin embargo, a medida que avanzaba el siglo XIX y principios del XX, el alcance de la arqueología trascendió los límites de centrarse únicamente en los reinos de Grecia y Roma. Los arqueólogos comenzaron a dirigir su atención hacia civilizaciones dispersas en todo el mundo. Se embarcaron en exploraciones y excavaciones en diversas regiones como Mesopotamia, Egipto, Anatolia y América Central. Estos esfuerzos dieron lugar a una gran cantidad de hallazgos que enriquecieron significativamente nuestra comprensión de eras prehistóricas, al mismo tiempo que corroboraron la existencia de civilizaciones conocidas hasta entonces únicamente a través de relatos históricos.

La disciplina de la arqueología ha experimentado avances significativos de la mano con la continua evolución de los métodos científicos. Los desarrollos tecnológicos, como la datación por radiocarbono, han proporcionado a los arqueólogos la capacidad de establecer la secuencia cronológica de hallazgos arqueológicos con mayor precisión. Estos avances han facilitado una determinación más precisa de las edades de artefactos y sitios.

Además, tecnologías novedosas como los métodos geofísicos y la cartografía digital han desempeñado roles fundamentales en la identificación y examen de sitios arqueológicos. Estas herramientas permiten a los arqueólogos realizar estudios de paisajes con una precisión y eficiencia mejoradas, facilitando el descubrimiento y análisis de restos enterrados o ocultos de antiguas civilizaciones. La integración de estas tecnologías innovadoras ha enriquecido enormemente el campo de la arqueología, permitiendo una exploración e interpretación más completa de nuestro pasado humano.

Métodos empleados en estudios arqueológicos

Los estudios arqueológicos requieren un proceso sistemático que sigue pasos específicos, abarcando diversas etapas desde la identificación de sitios arqueológicos hasta excavaciones, análisis de hallazgos e interpretación de resultados.

Reconocimiento de campo y detección de sitios arqueológicos

Las investigaciones arqueológicas generalmente comienzan con reconocimientos de campo. En esta etapa, se emplean diversas técnicas como análisis de mapas, métodos geofísicos, fotografía aérea y observaciones in situ para identificar y examinar posibles sitios arqueológicos. Los investigadores visitan el terreno para delinear áreas asociadas con restos arqueológicos potenciales y realizan exámenes detallados en estas regiones.

Excavaciones y estudios sistemáticos

Tras la identificación de sitios potenciales, los arqueólogos planean meticulosamente y ejecutan trabajos de excavación. Las excavaciones implican esfuerzos meticulosos para desenterrar y documentar restos arqueológicos enterrados bajo tierra. Se abren áreas de excavación designadas de manera sistemática según una estrategia y un sistema definidos, para luego examinarlas capa por capa. Estas capas representan restos de diversos períodos a lo largo del tiempo, cada uno registrado minuciosamente en detalle.

Documentación de hallazgos y análisis en laboratorio

Los hallazgos desenterrados durante las excavaciones se documentan meticulosamente. Estos hallazgos pueden incluir fragmentos de cerámica, objetos metálicos, huesos, restos estructurales antiguos y varios artefactos. La documentación implica mediciones, fotografías, dibujos y registros escritos. Posteriormente, se llevan a cabo análisis detallados de estos hallazgos en entornos de laboratorio. Se emplean análisis materiales, datación por radiocarbono, dendrocronología (datación por anillos de árboles), estudios paleobotánicos y arqueobotánicos para realizar exámenes más detallados de los artefactos.

Interpretación de hallazgos y presentación

Tras el análisis de los datos adquiridos, comienza la etapa de interpretación de los hallazgos. Los arqueólogos evalúan los hallazgos excavados dentro de contextos históricos y culturales más amplios. Durante esta fase, los descubrimientos arqueológicos se comparan con otros datos científicos, proporcionando nuevas perspectivas sobre los estilos de vida, estructuras sociales y avances tecnológicos de civilizaciones pasadas. Finalmente, la divulgación y compartición de los hallazgos dentro de la comunidad científica son cruciales, asegurando que la información adquirida sea verificable y accesible. Esta difusión contribuye a la validación y accesibilidad del conocimiento obtenido.

La relación interdisciplinaria de la arqueología con otras disciplinas

La arqueología mantiene una estrecha y compleja relación con diversas ramas de la ciencia. Por ejemplo, la historia está profundamente entrelazada con la arqueología, ya que los hallazgos arqueológicos proporcionan evidencia tangible relevante para las narrativas históricas. La antropología utiliza ampliamente datos arqueológicos para comprender la historia de la humanidad. La geología desempeña un papel crucial al explicar la formación de capas arqueológicas y las condiciones ambientales del pasado. Por otro lado, la química y la biología son fundamentales en el análisis de materiales y el estudio de restos biológicos.

Esta interacción interdisciplinaria permite que la arqueología ofrezca una perspectiva más completa y enriquece la profundidad de la investigación. En consecuencia, contribuye a una comprensión más profunda de las civilizaciones antiguas y la historia humana en general.

Subdisciplinas de la arqueología

La arqueología tiene numerosas subdisciplinas que representan diferentes aspectos o campos especializados. Aunque algunas de estas subdisciplinas pueden no correlacionarse directamente con la arqueología, a menudo se incluyen bajo este título debido a la naturaleza interdisciplinaria de la investigación arqueológica.

Las principales subdisciplinas de la arqueología son:

Antracología

La antracología es un campo que se ocupa del examen de restos de carbón vegetal. Los expertos en este campo pueden obtener información crucial sobre actividades humanas pasadas mediante el análisis de datos obtenidos a través del estudio del carbón vegetal.

Los análisis antracológicos se realizan en base a varios factores relacionados con el carbón vegetal, como su morfología, diversidad de especies, marcas de quemado, frecuencia de uso de madera y vegetación local. Estos factores desempeñan un papel fundamental en la comprensión e interpretación del significado histórico de los restos de carbón, arrojando luz sobre comportamientos y actividades humanas pasadas.

Arqueoacústica

La arqueoacústica es un campo de investigación que indaga las características sonoras de disposiciones espaciales y estructuras que han perdurado desde el pasado. En los estudios de arqueoacústica se examinan las cualidades acústicas de sitios arqueológicos como teatros antiguos, templos y estructuras megalíticas. Los análisis basados en propiedades sonoras como la reverberación, absorción y direccionalidad nos permiten comprender cómo las personas antiguas percibían el sonido y cómo el espacio utilizado cumplía sus propósitos previstos.

Estos estudios indican que la arqueoacústica no se trata únicamente de la estética visual de estructuras arquitectónicas y espacios, sino también de sus atributos acústicos, diseñados para atender intenciones culturales, religiosas o sociales. Este campo arroja luz sobre cómo se integraron deliberadamente elementos acústicos en la construcción de estos espacios, enfatizando su importancia más allá del mero diseño arquitectónico.

Arqueoastronomía

La arqueoastronomía es un campo multidisciplinario que investiga la relación entre estructuras antiguas y eventos celestiales durante la antigüedad. Los investigadores en este campo buscan comprender el interés de las civilizaciones antiguas en fenómenos astronómicos y cambios estacionales mediante el examen de sus observaciones astronómicas, la ubicación de estructuras y los procesos de construcción.

En la arqueoastronomía, se estudia la disposición y diseño de estructuras antiguas en relación con la salida, puesta o movimientos del sol, la luna, las estrellas u otros objetos celestiales. Estos estudios fusionan datos arqueológicos y astronómicos para comprender posibles correlaciones entre los diseños arquitectónicos de estructuras antiguas y eventos celestiales. El objetivo es descifrar la sensibilidad de las sociedades antiguas hacia los fenómenos celestiales.

Arqueobotánica

La arqueobotánica es una subdisciplina que investiga prácticas agrícolas pasadas, cultivo de plantas y cambios en el crecimiento de las plantas mediante el examen de restos vegetales encontrados en sitios arqueológicos.

Los estudios en arqueobotánica generalmente comienzan con el análisis de muestras de suelo recolectadas de sitios de excavación. Entre estos restos se encuentran semillas, polen, fragmentos de madera y tejidos vegetales. Los análisis tienen como objetivo identificar las especies de estos restos, revelando información sobre qué plantas cultivaban, recolectaban, utilizaban e intercambiaban los seres humanos en el pasado.

La información derivada de los restos vegetales también ayuda a comprender la evolución de la agricultura, la transición de las sociedades humanas a la vida sedentaria, el significado cultural y económico de las plantas y los hábitos alimenticios de las sociedades antiguas. Este campo desempeña un papel crucial en desentrañar la intrincada relación entre los seres humanos y las plantas a lo largo de la historia.

Arqueogeografía

La arqueogeografía se esfuerza por comprender la distribución espacial y las interacciones ambientales de las sociedades antiguas utilizando técnicas de disciplinas como el análisis de terrenos, la geomorfología, la topografía y los sistemas de información geográfica (SIG).

Los investigadores en este campo evalúan elementos geográficos para comprender las elecciones de asentamiento humano del pasado, prácticas agrícolas, utilización de recursos hídricos, rutas comerciales y respuestas a cambios ambientales. Factores como el uso del suelo, variaciones climáticas, fuentes de agua y la utilización de recursos naturales son considerados elementos significativos que influyen en las estructuras sociales, actividades económicas y desarrollos culturales de las sociedades antiguas.

Arqueometalurgia

La arqueometalurgia es una disciplina que se preocupa por las técnicas de producción, componentes y usos de materiales metálicos encontrados en sitios de excavación. La investigación en este campo busca comprender cómo las civilizaciones pasadas trabajaron con técnicas de producción de metal y utilizaron metales mediante el examen de las propiedades físicas y químicas de objetos metálicos del pasado.

Los estudios en arqueometalurgia a menudo implican análisis químicos de objetos metálicos, reconstrucción de técnicas metalúrgicas e investigación experimental. Investigaciones detalladas sobre los materiales crudos de objetos metálicos, sus aleaciones, métodos de producción y las funciones de artefactos proporcionan valiosos conocimientos para comprender las relaciones económicas, comerciales y culturales de las sociedades antiguas.

Arqueometría

La arqueometría es una subdisciplina que examina las tecnologías, métodos comerciales y prácticas materiales de civilizaciones pasadas mediante métodos científicos y analíticos aplicados a restos arqueológicos.

Los expertos en arqueometría pueden determinar la composición de materiales utilizados en artefactos antiguos utilizando métodos de química analítica. Esto se utiliza para comprender los componentes de pigmentos en cerámicas, aleaciones en artefactos metálicos o estructuras de herramientas de piedra. Además, métodos como la datación por radiocarbono desempeñan un papel crucial en la determinación de la edad de artefactos o restos.

Dendrocronología

Como se sabe, los árboles forman anillos de crecimiento anualmente debido a variaciones estacionales y factores ambientales. Estos anillos reflejan la edad, la tasa de crecimiento y las condiciones ambientales experimentadas por el árbol. La dendrocronología permite la determinación de las edades de los árboles examinando estos anillos, facilitando la datación de cambios climáticos pasados y el análisis de condiciones climáticas para un período específico. Estos análisis generalmente implican el procesamiento de series temporales derivadas de árboles mediante métodos estadísticos para crear registros de datos climáticos.

La dendrocronología se utiliza en varios estudios de datación basados en la edad de los árboles y el ancho de los anillos de crecimiento.

Epigrafía

Epigrafía es una disciplina que examina inscripciones desde tiempos antiguos hasta el presente, analizando su contenido, forma y los contextos sociales, culturales y lingüísticos de los períodos en los que fueron utilizadas.

Epigrafía (Subdisciplinas de la Arqueología)
La inscripción de Yotvata exhibida en el Museo de Israel

Las inscripciones suelen consistir en textos grabados o escritos en materiales como piedra, metal, tablillas de arcilla u otras superficies, que a menudo incluyen escritos tanto formales como informales. La epigrafía realiza un examen detallado de las inscripciones lingüística, histórica y culturalmente, centrándose en las formas de escritura, características del lenguaje y contenido textual.

Los expertos en epigrafía se basan en varios campos como la filología, lingüística, historia y arqueología para descifrar, interpretar y clasificar documentos históricos. Los estudios en este campo a menudo implican el descubrimiento, registro, traducción e interpretación de inscripciones. Estos esfuerzos se emplean para comprender la estructura política, religiosa, social o económica de un período específico y con frecuencia revelan el patrimonio cultural de las regiones donde se encontraron las inscripciones.

Arqueología forense

La arqueología forense es un campo interdisciplinario que fusiona las ciencias forenses con la arqueología. Se enfoca en investigar restos humanos, fosas comunes, huesos y otras pruebas para determinar posibles evidencias de delitos como asesinatos, accidentes, crímenes de guerra y otras ofensas.

Los arqueólogos forenses llevan a cabo una investigación meticulosa y científica utilizando tanto técnicas de ciencias forenses como métodos de excavación arqueológica. Determinar las causas de la muerte es uno de los principales aspectos donde aplican su experiencia. La identificación, documentación, análisis e interpretación de huesos, cadáveres y otras pruebas constituyen los procesos fundamentales dentro de esta disciplina.

Numismática

La numismática es una disciplina que investiga las monedas y medallas, explorando su uso pasado, producción, distribución y significado histórico. Los estudiosos en este campo obtienen información sobre la historia política, económica, social y cultural a partir de los diseños, inscripciones, símbolos y otras marcas en las monedas.

La numismática proporciona información detallada sobre varios aspectos, como la circulación de monedas, relaciones económicas, políticas monetarias de estados e imperios, rutas comerciales, retratos de gobernantes, temas mitológicos, entre otros. Además, las propiedades metalúrgicas de las monedas, técnicas de acuñación y los diferentes metales utilizados en el pasado son puntos focales de la investigación numismática.

Los estudios en numismática son fundamentales para comprender la evolución de la moneda utilizada en periodos históricos, los desarrollos técnicos en la acuñación y el impacto del uso de la moneda en las sociedades. Los expertos suelen trabajar de manera integral en diversas disciplinas como arqueología, historia, historia del arte y economía para determinar los contextos históricos y valores de las monedas.

Osteoarqueología

La osteoarqueología se centra en los restos óseos humanos y fragmentos de huesos descubiertos durante estudios arqueológicos. Los osteoarqueólogos buscan obtener diversos conocimientos sobre sociedades y personas del pasado a través del análisis de esqueletos humanos.

Osteoarqueología (Subdisciplinas de la Arqueología)
Esqueleto humano

Los huesos humanos pueden proporcionar información sobre la edad, género, condiciones de salud, hábitos alimenticios, niveles de actividad física e incluso el estatus social. Los científicos buscan comprender los efectos de enfermedades, lesiones, causas de muerte, estilos de vida y condiciones ambientales en las comunidades humanas mediante el examen de las propiedades físicas de los huesos.

Métodos de eliminación de restos humanos

Paleoantropología

La paleoantropología es un campo interdisciplinario que combina evidencia biológica y arqueológica para iluminar la evolución humana y el pasado prehistórico de nuestros ancestros.

Los paleoantropólogos trazan las ramificaciones y cambios en la evolución humana mediante el estudio de evidencias como restos fósiles, esqueletos, dientes y hallazgos arqueológicos. Además, investigan cambios ambientales, condiciones climáticas, hábitos alimenticios y avances tecnológicos para comprender los factores que influyeron tanto en el desarrollo biológico como cultural de los humanos.

Paleopatología

La paleopatología se esfuerza por explicar enfermedades antiguas, su progresión, propagación y efectos en las sociedades antiguas a través del análisis de huellas patológicas encontradas en restos humanos desenterrados durante excavaciones arqueológicas. Hallazgos como lesiones, deformidades, signos de infección e indicios de cáncer en huesos y restos son centrales en la paleopatología.

Los paleopatólogos recopilan información sobre las condiciones de salud en sociedades antiguas mediante el examen de restos óseos, dentales y de tejidos. Estos estudios permiten correlacionar enfermedades prevalentes en tiempos antiguos con condiciones de vida, hábitos alimenticios y factores ambientales.

Arqueología subacuática

La arqueología subacuática es una rama de la arqueología que estudia restos arqueológicos sumergidos bajo el agua, utilizando metodologías científicas para comprender el patrimonio cultural e histórico sumergido. Naufragios antiguos, asentamientos subacuáticos, puertos, naufragios y otros restos arqueológicos sumergidos son investigados por arqueólogos subacuáticos.

El campo implica la preservación, documentación, excavación y análisis de naufragios y restos subacuáticos. Los arqueólogos utilizan técnicas como métodos de buceo, cartografía, documentación fotográfica y videográfica, métodos geofísicos y análisis de materiales durante estos procesos.

Zooarqueología

La zooarqueología investiga las interacciones humanas con los animales en el pasado a través del estudio de huesos, dientes, conchas, tejidos blandos y otros restos de animales desenterrados durante excavaciones arqueológicas. Temas como la caza humana, domesticación, hábitos alimenticios, métodos de utilización de animales y relaciones sociales con los animales constituyen puntos focales dentro de la zooarqueología.

Dado que la zooarqueología exige un enfoque multidisciplinario, los zooarqueólogos emplean diversas técnicas como el análisis de isótopos, morfología, análisis genético y estudios anatómicos comparativos.

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments